Cómo elegir el lavabo de baño correcto

Enfrentarnos a un catálogo de lavabos puede ser abrumador. La mayoría de los compradores suelen estar confundidos al intentar elegir entre una de las opciones disponibles.Elegir el lavabo de baño adecuado es sencillo, pero tenemos que saber qué es lo que estamos buscando. En este artículo encontrarás la información necesaria para reducir las opciones y encontrar el lavabo perfecto.

1.Lavabos sobre mueble

Probablemente, el lavabo más comúnmente utilizado. Se trata de un lavabo de baño que está colocado encima del mueble. Está diseñado para asentarse sobre le mueble con un borde que sobresale, como su nombre indica.

En términos generales, la mayor parte del lavabo se encuentra por debajo del mostrador del mueble del baño. Existen diferentes modelos de bordes, pueden ser muy delgados o más anchos, dependiendo del estilo que elijas.

Ventajas:Los lavabos sobre mueble son adecuados para prácticamente cualquier material de encimera, incluyendo madera y laminados, ya que los bordes están completamente cubierto por el material del lavabo y por lo tanto, no se corre el riesgo de que se dañe por el agua. Por otro lado, también se trata de lavabo de montaje y también, más barato, ya que no requiere un pulido de los bordes tan detallado como el que necesitan los fregaderos interiores.

Contras:No es tan sencillo de limpiar como un lavabo bajo mueble.

2. Lavabo bajo mueble

Este tipo de lavabo se sienta debajo del mostrador. El borde del fregadero está en la parte inferior de la encimera, en lugar esta asentada encima de ella.

Ventajas: Este tipo de lavabos de baño crean un aspecto despejado y limpio, ya es mínima la parte de lavabo que se ve. Otra ventaja es que la limpieza es muy sencilla, se puede limpiar la encimera y el lavabo sin ningún obstáculo, por lo que es una opción ideal para los baños de una familia.

Contras: El montaje de un lavabo por debajo de un mueble solo es posible, normalmente, con un mostrador de superficie sólida, como piedra, y no es adecuado con un laminado, ya que no se puede sellar contra la humedad. Estos sumideros también tienden a costar más que los lavabos sobre mueble.

3. Lavabos sobre encimera

El lavabo sobre encimera se asientan totalmente encima del mostrador del mueble de baño, aunque hay algunos modelos que se sientan parcialmente debajo de la encimera.

Ventajas:A diferencia de la mayoría de lavabos de baño que quedan completamente o parcialmente ocultos en el mueble, los lavabos sobre encimera tienen una clara intención decorativa, una manera muyestilosa de crear una declaración de intenciones e tu cuarto de baño. Por otro lado, es perfecto para aquellos que les gusta llenar el lavabo de agua ya que tiene mucha capacidad.

Contras:Si nos decidimos por un lavabo sobre encimera, debido a la altura del cuenco se debe hacer una planificación cuidadosa de la altura del grifo y de los cajones de abajo. Es necesario que nos aseguramos que el lavabo no termine colocado demasiado alto e Incómodo de usar. La limpieza alrededor de la base y la parte posterior del lavabo también puede ser un poco complicada.

Si necesitas más consejos para elegir tu lavabo perfecto, no te olvides de visitar nuestra página “Cómo elegir tu mueble de baño“.

Guía para elegir el lavabo idóneo en tu baño. Tipos y materiales

El lavabo es una parte fundamental en el cuarto de baño. Siendo esta, una de las estancias que más usamos a diario, nuestroprincipal objetivoserá buscar un lavabo duradero que resista al uso continuo sin perder su belleza.

El lavabo ha dejado de ser un elemento de higiene para convertirse también en unelemento muy decorativo, que poco a poco ha ganado posiciones en el cuarto de baño.

Pero antes de basarnos en el diseño de nuestro lavabo ideal, hace falta valorar elespacioque disponemos y lasnecesidadesque tenemos (vivimos solos, en pareja, tenemos hijos, etc).

En el mercado existen una granvariedad de lavabossegún tamaño, utilidad y materiales. En el post de hoy os explicamos todos y cada uno de ellos, para que seas tú mism@ quién tome la última decisión.

Tipos de lavabos según espacio

Cómo hemos citado antes, el espacio que disponemos en nuestro cuarto de baño es fundamental para elegir el tipo de lavabo.

No es lo mismo elegir un lavabo que necesite una encimera para su instalación, que un lavabo que sea de pie y no dependa de ningún elemento más ¡este último ocupará la mitad!

Lavabos para mueble o encimera

Lavabo encastrado: este tipo de lavabo quedadentro de la encimera, sobresaliendo unos pocos centímetros por debajo y/u otros pocos por encima.

Con este tipo de lavabos se consigue realzar el protagonismo de la propia encimera. El lavabo queda totalmente encajado en esta.

Lavabo integral: están, como su propio nombre indica, integrados en la propia encimera. No se diferencian la encimera del lavabo como dos piezas separadas, si no que es unapieza única. El lavabo mide lo mismo que la encimera.

Lavabo sobre encimera: se encuentran directamente encima de la encimera, ofreciéndole un gran protagonismo al lavabo.

Es el tipo de lavabomás estético. Además de poder encontrarse en multitud de diseños.

Lavabos que no necesitan mueble o encimera

Lavabo de pie o de pedestal: no necesitan ni muebles ni encimera, pero si un pie de apoyo. Un tipo de lavabo ideal para cuartos de baño más pequeños que no necesiten zona de almacenaje.

Lavabo suspendido:perfecto para baños pequeños. Ocupan un espacio mínimo, van sujetos a la pared y no necesitan ningún tipo de apoyo.

El suelo se encuentra libre, lo que facilita en gran medida su limpieza.

Formas en el lavabo

Dependiendo de tus gustos, puedes elegir entre lavabos redondos, ovalados, rectangulares o cuadrados. ¿Por qué forma te decantas?

Material de los lavabos

Los materiales de los que están hechos los lavabos determinarán el estilo de este, su durabilidad según su uso y la facilidad de limpieza y mantenimiento.

Lavabo de cerámica y porcelana: es un lavabo de material compacto, duro, resistente al rayado. Destaca por su durabilidad y alto brillo.

Es el tipo de lavabo más común, ideal para cuartos de baño con mucho uso diario.

Lavabo de cristal: tienen alta resistencia al calor, a los cambios de temperatura y a la humedad. Son fáciles de limpiar y mantener.

Es un tipo de lavabo que ofrece diversidad de colores en mate o brillo.

Lavabo de resina: material sintético de gran calidad. Alta resistencia a la degradación y aspecto muy parecido al de la cerámica.

Lavabo de piedra: producto 100% natural y muy duradero. Ofrecen gran resistencia a los golpes y al calor. El pequeño inconveniente es ser un material delicado a las manchas.

Lavabos de acero y aluminio: es un material poroso, resistente a la corrosión y fáciles de limpiar. Cuentan con una gran variedad de diseños verdaderamente estéticos.

¿Qué lavabo es mejor?

La elección del lavabo ideal irá en función de tu gusto, pero siempre tenemos que tener en cuenta las dimensiones de nuestro baño (anchura, altura y profundidad) y el uso que le daremos.

Sivivimos en familia, lo más apropiado será elegir un lavabo con encimera para poder tener una zona de almacenaje debajo de él, y de un material de alta resistencia a su uso diario.

Si por el contrariovivimos solos o en parejay no disponemos de tanto sitio para instalar una encimera grande, podemos optar por elegir un lavabo suspendido y añadirle algún mueble de almacenaje vertical de pared.

Después de leer esta guía para elegir el lavabo idóneo que se ajuste a tu baño,¿cuál escogerías?

Si aún te quedandudassobre materiales y tipos de lavabo puedes ponerte en contacto con nosotros o visitar nuestra exposición. En nuestro establecimiento contamos con profesionales que te asesorarán personalmente.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *